21 de Marzo, día mundial de la poesía

Con motivo del día mundial de la poesía he ideado una actividad para todo el que se sienta motivado a seguirla. Siguiendo la línea de Neruda pregunta, los niños responden …, pensé que sería interesante hacerla involucrando a todo el colegio, pero ahora, inspirada en el día internacional de la mujer, utilizando preguntas que se han hecho en sus poemas, poetisas de todos los tiempos. Para realizar la tarea me fui a la sección de poesía de la biblioteca y comencé a buscar todos los libros escritos por mujeres o bien los poemas escritos por mujeres incluidos en antologías. Al realizar esta tarea, me di cuenta de dos cosas: una, que no teníamos mucha poesia femenina, más bien muy poca. En algunas de las antologías de poesía en español que miré, encontré solo un poema de mujer y no tenía preguntas. Este ejercicio ha sido por lo tanto bueno, para analizar nuestro fondo poético y por de pronto dar algunas sugerencias para ampliarlo.

La otra cosa de la que tomé consciencia fue que no era tan fácil encontrar preguntas abiertas dentro de los poemas, pero cuando las encontré, me quedé sorprendida de solo imaginar las posibles respuestas.

Flyer poetisasLa actividad la he diseñado de tal manera que se colgarán letreros como si fueran uno de esos avisos en los que se arranca el contacto de la persona, que en este caso será la pregunta de una poetisa. Los carteles se colgarán en cada clase y espacios comunes del colegio. La persona que se sienta motivada sacará una de las tiras con una pregunta y entregará su respuesta en la biblioteca. Sortearemos libros sorpresa entre las mejores respuestas.

poetisasactivityCada pregunta tiene el nombre del poema donde la encontré y la referencia del libro. Además, como la idea era también promover los fondos propios de nuestra biblioteca, no quise buscar poemas en internet, y por lo mismo añadí al final de la referencia, la signatura del libro, para saber dónde encontrarlo en nuestra biblioteca, a ver si a más de alguno lo animamos a leer poesía.

Por si a alguien le interesara reciclar esta actividad, Preguntas de poetisas se las dejo en formato word para descargar, y así la puedan adaptar a las propias necesidades de sus comunidades. Yo, a cambio, les pido que me sugieran libros de poesía femenina, especialmente para inspirar a niños y adolescentes, y por qué no, a sus padres.

Después de haber publicado esta entrada inicialmente, me enteré que mi amigo Jorge Morell, como padre del Colegio Huerta Santa Ana (HSA) se entusiasmó tanto que llevó la idea al cole de sus hijas. HSA invitó a toda la comunidad educativa a celebrar la magia de la poesía. Según el mismo Jorge me contó, las respuestas fueron tantas, que aún los propios iniciadores se sorprendieron. Ojalá compartan sus respuestas, para así yo poner un enlace de ellas.

Aquí están las preguntas que logré encontrar para mi cole…

delia¿Dónde está el orgullo coraza que la herrumbe lame?
(En poema “Pueblo de mujeres solas” p. 50. Sexteto para violín y agua de Delia Cabrera Marky. Sediento, 2012. P CAB sex

Me adentré a los abismos de mí misma para ver lo que había, ¿y sabes lo que encontré?
En poema “Mis abismos “ p. 17. Poemario de Esther Calvillo Nieto. Sediento, 2012. P CAL poe

¿Abuelito ¿de quién es esa estrella que siempre con amor estoy mirando? 10359011_744866212201154_2797578182148893914_o53b2ffaec636d_300h
En Poema “Abuelo y nieto p. 85 Poemario de Esther Calvillo Nieto. Sediento, 2012. P CAL poe

¿Por qué cada vez que me abraza el tormento de la rosa desfallezco como pasión exhausta?
En Poema “Tormentos” de Amal Al Ajdar en Antología de la poesía femenina marroquí  ed Antonio Reyes Ruiz. P. 45. P ant

¿Por qué cada vez que duermo sobre la voz de mi alegría me asechan, a escondidas los sables de la noche?
En Poema “Tormentos” de Amal Al Ajdar en Antología de la poesía femenina marroquí  ed Antonio Reyes Ruiz. Alfar, 2007. p. 45. P ant

9788478982615¿Para qué sirve la queja si no hay quien te escuche?
En poema “Niño errante” de Turía Sakkat  en Antología de la poesía femenina marroquí  ed Antonio Reyes Ruiz. Alfar, 2007. p. 135. P ant

¿Dónde estoy entre tanta basura?
En poema “Niño errante” de Turía Sakkat en  Antología de la poesía femenina marroquí  ed Antonio Reyes Ruiz. Alfar, 2007. p. 133. P ant

¿Acaso vivo entre los desperdicios de la gente perdida?
En poema “Niño errante” de Turía Sakkat Antología de la poesía femenina marroquí  ed Antonio Reyes Ruiz. Alfar, 2007. p. 133. P ant

¿Por qué, madre, duermo sin comer?
En poema “Niño errante” de Turía Sakkat. En Antología de la poesía femenina marroquí  ed Antonio Reyes Ruiz. Alfar, 2007. p. 133. P ant

¿Y son todas las tardes un estruendo que pasa?
En Poema “Tormentos” de Amal Al Ajdar en Antología de la poesía femenina marroquí  ed Antonio Reyes Ruiz. P. 45. P ant

¿Cuál es el secreto del origen de la vida?
En Poema “La soledad de la arena” de Aïcha Bassry en Antología de la poesía femenina marroquí  ed Antonio Reyes Ruiz. P. 59. P ant

¿Cuál es el secreto de la arena, que sus granos no se asemejan?
En Poema “La soledad de la arena” de Aïcha Bassry en Antología de la poesía femenina marroquí  ed Antonio Reyes Ruiz. P. 59. P ant

¿Qué hay después del precipicio de la muerte y el fin de la eternidad?
Poema “La soledad de la arena” de Aïcha Bassry en Antología de la poesía femenina marroquí  ed Antonio Reyes Ruiz. P. 59. P ant

¿Será tu destino un dedo de tempestad o de calma?
Poema “Anillo” de Delmira Agustini en Poesía completa, edición y prólogo de Martha L. Canfield p. 195 Sibilina, 2009. P AGU poe

31kh1hl-cil-_sy344_bo1204203200_¿Dónde encontrar el alma que en su entraña sombría prenda como una inmensa semilla de cristal?
Poema “Diario espiritual” de Delmira Agustini en Poesía completa, edición y prólogo de Martha L. Canfield p. 193 Sibilina, 2009. P AGU poe

Eros, ¿acaso no sentiste nunca  piedad de las estatuas?…
Poema “Plegaria” de Delmira Agustini en Poesía completa, edición y prólogo de Martha L. Canfield p. 176 Sibilina, 2009 P AGU poe

 ¿En qué tela de fuego me envolvieron las arañas de nieve de tus manos?
Poema “Para tus manos” de Delmira Agustini. Poesía completa, edición y prólogo de Martha L. Canfield p. 170 Sibilina, 2009. P AGU poe

But where exactly on me is this torn-off stem?
¿Pero en qué parte de mí está exactamente el tallo arrancado?
Poema “Europe on $5 a day” (Europa con cinco dólares al día) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 20-23 P ATW pue

Why do dead cats call up such ludicrous tears?
¿Por qué los gatos muertos provocan lágrimas tan ridículas?
En Poema  “Mourning for cats” (Luto por los gatos) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 40-41 P ATW pue

What´s the use anyway of calling the dead back, moving stones, or making animals cry?
Y en cualquier caso, para qué sirve invocar a los muertos, mover piedras o hacer que los animales griten?
En poema  “Owl and pussycat, some years later” (Búho y gatita algunos años después) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 76-77 P ATW pue

What does the mud says?
¿Qué está escrito en el barro?
En poema  “A poor woman learns to write” (Una mujer podre aprende a escribir) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 100-101 P ATW pue

Why is the tree dying?
¿Por qué se está muriendo el árbol?
En poema  “War photo 2”(Foto de guerra 2 ) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 146-147 P ATW pue

cubierta_lapuerta_desarrollo Where is the fearful beast who runs the show and longs for kisses?
¿Dónde está la bestia temible que dirige la función y anhelan que la besen?
En poema  “Ice palace” (Palacio de hielo) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 126-127 P ATW pue

Who has blocked up the Wells of truth?
¿Quién ha tapado los pozos de la verdad?
En poema  “War photo 2”(Foto de guerra 2 ) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 146-147 P ATW pue

What if they kill all those with no guns?
¿Qué pasa si matan a los que no tienen pistolas?
En poema  “War photo 2”(Foto de guerra 2 ) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 146-147 P ATW pue

 Why did you feel so hurt then, and so curious, and also happy, and also set free?
¿Por qué te sentiste tan dolida, y tan curiosa, y al mismo tiempo tan feliz, y también tan libre?
En poema  “”You heard the man you love” (Has oído al hombre que amas)”( ) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 250-251 P ATW pue

When will there be compassion?
¿Cuándo habrá compasión?
En poema  “War photo 2”(Foto de guerra 2 ) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 148-149 P ATW pue

When will the dead tree flower?
¿Cuándo florecerá el árbol muerto?
En poema  “War photo 2”(Foto de guerra 2 ) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 148-149 P ATW pue

Where are the bodies that were once attached to all those hands?
¿Dónde [están] los cuerpos que una vez estuvieron unidos a esas manos?
En poema  “Ice palace” (Palacio de hielo) de Margaret Atwood en La puerta , Bruguera, 2009, pp. 126-127 P ATW pue

What do you mean onions and peppers, are too crunchy when you chew?
En “Eat your Veg” de Valerie Bloom )” en Hot like fire and other poems de Valerie Bloom. NY: Bloomsbury, 2000, p. 57  JP BLO hot

512bt0nfntmlToday has been so special, how can I keep it here?
En poema “I hope tomorrow never comes” de Valerie Bloom  en Hot like fire and other poems de Valerie Bloom. NY: Bloomsbury, 2000, p. 72 JP BLO hot

How do I ask for a parakeet?
En poema “How to ask for a Hamster (for Tamara)” en Hot like fire and other poems de Valerie Bloom. NY: Bloomsbury, 2000, p. 25. JP BLO hot

When water turns to vapour where does it go?
En poema “Ten O´Clock Bell” de Valerie Bloom. En Hot like fire and other poems de Valerie Bloom. NY: Bloomsbury, 2000, p. 92 JP BLO hot

Does acid turn litmus blue, pink or red?
En poema “Ten O´Clock Bell  en Hot like fire and other poems de Valerie Bloom. NY: Bloomsbury, 2000, p. 92 JP BLO hot

A fly is sitting on the table. What makes you think I´m bored?
En poema “Today is so exciting” de Valerie Bloom. En Hot like fire and other poems de Valerie Bloom. NY: Bloomsbury, 2000, p. 121 JP BLO hot

¿Pues cómo ha de estar templada la que vuestro amor pretende, si la que es ingrata ofende y la que es fácil enfada?
En poema “Hombres necios que acusáis…” de Sor Juana Inés de la Cruz. En entre_clavel_rosa_new

 ¿Cuál mayor culpa ha tenido en una pasión errada, la que cae de rogada o el que ruega de caído?
En poema “Hombres necios que acusáis…” de Sor Juana Inés de la Cruz. En Entre el clavel y la rosa: Antología de poesía española. Madrid: Espasa, 2001, p.127

¿O cuál es más de culpar, aunque cualquiera mal haga: la que peca por la paga o el que paga por pecar?
En poema “Hombres necios que acusáis…” de Sor Juana Inés de la Cruz. En Entre el clavel y la rosa: Antología de poesía española. Madrid: Espasa, 2001, p.127

¿Cómo dar aire si yo no lo tenía?
En “El clavillo del abanico . En Historia de Gloria: amor, humor y desamor. Madrid: Cátedra, 1981 p. 82

9788437602417-es-300¿De qué valen millones de amigos-conocidos, si sólo sola y sola me tengo que acostar?
En “Castilla es una espada” de Gloria Fuertes. En Historia de Gloria: amor, humor y desamor. Madrid: Cátedra, 1981 p. 111

¿Quién esta tarde está dispuesto a quedarse tuerto, para que mañana vea un ciego?
“Entre ético y poético” de Gloria Fuertes. En Historia de Gloria: amor, humor y desamor. Madrid: Cátedra, 1981 p. 141

¿De qué vale la fama, la popularidad, si sólo sola y sola me tengo que apañar?
En “Castilla es una espada” de Gloria Fuertes. En Historia de Gloria: amor, humor y desamor. Madrid: Cátedra, 1981 p. 111

gloria30Qué comes si sólo hay hielo pajarito de las nieves?
En “Pajarito de las nieves” de Gloria Fuertes. En  Animales geniales: leer y volar todo es empezar. Madrid: Escuela española, 1989, p. 28

¿Cuáles son las vacas mejores de la tierra?51yg61yr9bl-_sx345_bo1204203200_
En “Otra de vacas” de Gloria Fuertes. En  La Pata mete la pata.  Madrid: Susaeta, 1992, p. 95

¿Qué culpa tiene el burro de ser burro?
En “¡Pobre burro!” de Gloria Fuertes. En  La Pata mete la pata.  Madrid: Susaeta, 1992, p. 112

¿Cómo miraban tus ojos cuando aún tenían alma?

III. Dolor. 24. Coplas de Gabriela Mistral. En Poesías completas.  Madrid: Aguilar, 1958, P. 107

mistral_completas_1958¿Adónde buscar tu cara, si ahora ya tienes polvo hasta dentro de mi alma?
III. Dolor. 24. Coplas de Gabriela Mistral. En Poesías completas.  Madrid: Aguilar, 1958, P. 110

Una niña que es inválida dijo: ¿Cómo danzo yo?
En VI. Rondas. 8. Los que no danzan. de Gabriela Mistral En Poesías completas.  Madrid: Aguilar, 1958, P. 227

 

 

 

 

 

Advertisements

1992: Tratando de ganarme la vida en EEUU cuidando mellizos

Era octubre de 1992, después de haber terminado mi master en historia, buscaba desesperadamente trabajo en Washington DC, para poder quedarme más tiempo y poder consolidar mi noviazgo con el que es mi actual marido.

Esto le escribí a una amiga que vivía por ese entonces en Chile.

Como ando cesante del cerebro, me he dedicado a cuidar a unos mellizos como babysitter, para por lo menos tener plata para el bolsillo. A veces me deprime un poco, porque son de 11 meses, por lo que me canso de hacerles fiestas durante 6 horas. Cuando se duermen es una delicia, pues me da tiempo de escribir cartas o leer. Pero los últimos días a los descriteriados les ha dado por no querer dormir. Si bien como guaguas son unos ángeles, a veces me dan ganas de asesinarlos, especialmente porque al no ser mios no puedo hacer otras actividades mientras ellos juegan solitos.

instep-flash-fixed-wheel-double-jogger-5-best-side-by-side-strollers-for-twins-2016El jueves pasado, en la desesperación le pregunté a la mamá de las creaturas si los podia sacar a andar en coche. Yo sabia que tenian un coche de paseo para mellizos sensacional, con ruedas como de bicicletas. También sabía que había un parque cerca, pero que era más bien agreste, sin camino pavimentado, más bien solo una huella entre árboles , barro, hojas y piedras. A la calle ni pensarlo, pues viven en una zona muy bonita, pero no apta para los peatones, sin vereda y llena de curvas con harto tráfico de autos.

james_helminski_twisted_vines
Twisted Vines by James Helminski

El cuento fue que no me importó, y salí de lo más rauda con las dos guaguas en sus respectivos asientos, por este bosque solitario con una huella empinada que no iba a ningún lado. Subí y baje lomas y lomitas hasta que llegué a una especie de parque abierto, con pasto y camino pavimentado, que no resultó sino ser un colegio. Ahí me di unas vueltas locas, hasta que después de casi una hora decidí volver. Y he aquí que no hice más que entrar al maldito bosque cuando me perdi!!! Di vueltas y más vueltas en vano. Salté troncos, subí el coche para arriba y para abajo, sudé la gota gorda, y los niñitos se me empezaron a desesperar con los botes que daban por el camino algo empedrado. Al final me di por vencida y decidí volver al colegio y salir a la carretera. Me hubieras visto empujando este coche, corriendo como una loca para no llegar tan, tan tarde, pues suponía que la dueña de las guaguas se iba a poner un poquito nerviosilla, en medio de los autos que disminuían su marcha al ver este patético espectáculo. Yo creo que si la mamá o el papá de las guaguas me hubieran visto, les baja un ataque ahí no más, y no me dejan cuidarlas de nuevo.

Llegué a la casa toda sudorosa una hora y media después, y la niña me dijo algo como que estaba un poquitito preocupada de que yo me hubiera perdido. Yo le puse mi mejor cara de inocencia, y le dije que Nooooo, que cómo se le ocurría, que lo que habia pasado es que habíamos llegado a este colegio donde todo el mundo nos paraba, pues los mellizos causaban sensación, y eso fue lo que nos entretuvo. Pero de que sudé la gota gorda, la sudé, aunque por otro lado quedé chocha, porque por lo menos tuvo más emoción la tarde.durmiendo

Pero la única que quedó agotada con todo el cuento fui yo. Lo que es los mellizos, chochos, ni un ojo cerraron y tuve que entretenerlos again, and again. Todo sea por los 42 dólares que gano en el dia. Aunque la pega se me acaba el 21 de octubre, dia en que parten papás y mellizos a Italia, en busca de nuevos rumbos.

Todavía me acuerdo de este episodio, especialmente de los mellizos, que a la vuelta del “paseo” cuando vieron a su mamá, se avalanzaron sobre ella como si el cuco los estuviera persiguiendo. Cada vez que veo a un niño reaccionar de esta manera, me pregunto si tienen algo de razón.

akamarpreet_wee12naturalbeauty
Week 12-Natural Beauty by Akamarpreet